Estudiantes con discapacidad se suman al trabajo sexual para pagar la universidad

Uno de cada 20 estudiantes de 100.000 en todo el país, están recurriendo a la industria del sexo para pagar su camino a través de la universidad. Puestos de trabajo en la prostitución, el baile exótico y la integración a agencias de escorts universitarias en Barcelona están siendo utilizadas por para ayudar a reducir la deuda mientras se estudia en la universidad. Según una nueva investigación, muchos de estos individuos suelen ser personas con discapacidad, que con mucho esfuerzo recurren a estos métodos.

Las estudiantes que tienen algún tipo de discapacidad leve, mantienen sus puestos de trabajo secretos de familia y amigos por temor a ser juzgados, mientras que en las universidades, el informe del Proyecto de Trabajo Sexual Estudiantil también encontró tienen evidencia firme de que las estudiantes se dedican a la industria del sexo, aunque son mejor conocidas como “escorts universitarias de Barcelona”.

Casi dos tercios de las personas que trabajaban en el comercio sexual dijeron que era para financiar los costos de vida básicos y sus estudios. Dos de cada cinco dijeron que habían querido reducir la deuda de su carrera. Pero el dinero no era el único motivo, ya que tres de cada cinco pensaron en disfrutar del dinero antes de cancelar las deudas.

Un investigador sostuvo que la mayoría de estos estudiantes mantienen sus ocupaciones en secreto y esto es debido al estigma social y el temor de ser repudiados por la familia y amigos. Pero tenemos que tener en cuenta que no todos los estudiantes que participan en la industria son discapacitados.

El estudio, financiado por un fondo de la lotería encuestó a 6 mil estudiantes, de los cuales el 5 por ciento de los hombres y el 3,5 por ciento de las mujeres dijeron que habían trabajado en la industria del sexo como escorts u ofreciendo algún otro trabajo sexual. Casi el 22 por ciento de las mujeres consideró en algún momento en pertenecer a las escorts universitarias de barcelona.

Pero hasta una cuarta parte de los que entraron en el mercado del escorting informaron que habían encontrado dificultades para abandonarlo, debido a los grandes beneficios y ayudas que podrían recibir si seguían trabajando, aunque la misma proporción se sentía insegura de su trabajo. Ser y pertenecer al grupo de las escorts universitarias de  Barcelona es quizás una de las únicas opciones que les quedan.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *